jueves, 19 de mayo de 2011

Parte meteorológico


En las calles, sol. En los despachos, tormentas . Pronóstico inestable.

Microrrelato-Hiperbreve-Microrrelatos
Imagen tomada de aquí

16 comentarios:

Anita Dinamita dijo...

Buenísimo parte meteorológico!
Abrazos

Juanlu (Luiyi) dijo...

jajajaja...genial!

Juanlu (Luiyi) dijo...

Igual no es políticamente correcto, pero ¿se pueden pedir rayos por el culo para alguno de los altos dirigentes que están sentados en sus despachos?

...ponme dos, uno pa el presi y otro pa el presi en la oposición...

Arcangelo dijo...

A veces, las verdades sintetizadas en algo tan breve parecen más evidentes y contundentes.

AGUS dijo...

Amenazan truenos y centellas. En este caso, bienvenida la borrasca.

Abrazos, muy cerca ya de la cuarta.

Citopensis dijo...

Y todo sin paraguas.

Manuespada dijo...

El sábado, durante la jornada de reflexión, chuzos de punta y gases.

MAK dijo...

Y yo siempre interpretando mal a los meteorólogos.

Saludos.

bicefalepena dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
bicefalepena dijo...

Ya está bien de lluvia sobre mojado.
Lo que necesitamos es un corte de pelo político, ¡al rás!

Un abrazo

Miguel dijo...

Estas inestabilidades nos vienen muy bien a todos. Excepto a los de siempre.

Saludos

Maite dijo...

Aunque nunca llueve a gusto de todos, esta tormenta es necesaria para "limpiar el ambiente"
Abrazos.

Pedro Alonso dijo...

Buen parte, Víctor. Voy cogiendo el paraguas por si acaso. Un abrazo.

Gi dijo...

Hay inestabilidades muy necesarias.
Mis deseos de mejores tiempos.

Pablo Gonz dijo...

Mi aplauso, Víctor.
Y mi abrazo,
PABLO GONZ

Víctor dijo...

Mes y pico después (sí, lo reconozco, he estado desconectado) voy a responder vuestros comentarios. Disculpen el retraso.

Gracias, Anita, el pronóstico sigue igual. Un abrazo.

Por pedir que no quede, Juanlu, pero aquí no es el sitio. Te remito a un tal Zeus. Un abrazo y gracias por comentar.

Los motivos también son contundentes y evidentes, Arcangelo. Un abrazo.

Mal parto me raya, Agus, se atormenta una vecina. Y sí, llegó la cuarta, pero me negué a celebrarla. Me daba pena ver las plazas más llenas por el fútbol que por cosas más importantes. Y te lo dice un culé hasta la médula. Nada, la quinta ya la celebraré. Y sino, la décima. Nuestra décima. Un abrazo.

Para no atraer los rayos, Citopensis. Un abrazo.

Todo el año debe ser jornada de reflexión, Manu. Un abrazo.

No te preocupes, son ellos los que malinterpretan los mapas, Mak. Un abrazo.

Veremos cómo acaba la cosa, Bicefalepena. Tanto llover sobre mojado acabará en diluvio universal. Abrazos.

Los perroflautas y demás te escuchen, Miguel. Un abrazo.

Lo que dije antes, Maite, quizás se necesite el diluvio universal. Vemos si sigue lloviendo y calando. Abrazos.

Pataguas, Pedro, o barcaza. Pero esto hace aguas por todas partes. Un abrazo.

De eso creo que sabéis mucho por ahí. Veamos si hay suerte y esos nuevos tiempos llegan, Gi, pero no solo aquí. Un abrazo.

Mi agradecimiento, Pablo.
Y mi abrazo,
Víctor Lorenzo.