lunes, 5 de agosto de 2013

Patria


Me pasaría la vida entera en tu cuello, viajando por el archipiélago de tus lunares, enredándome infantilmente en las cortinas de tus cabellos, contemplando tus labios como quien mira la luna, soñando con un viaje de explorador a tus hombros moteados, notando el bombeo de la carótida, unas veces lento y otras acelerado, de no ser por esos peces de tu ropa que acechan mis cobardes tentativas de asalto y me hacen sentir, una vez más, como un gusano.




Con este texto inauguro un serie de pareidolias, 
un fenómeno psicológico consistente en que 
un estímulo vago y aleatorio 
(habitualmente una imagen) 
es percibido erróneamente como una forma reconocible.




10 comentarios:

Rosa dijo...

Sigue intentándolo... Sugerente, muy sugerente.

Besos desde el aire

CARO GARCÍA dijo...

Me pasaría la vida entera en tu blog, contemplando la luna como quien mira tus relatos. Y los lee, y los disfruta, y los comenta, y...
Es precioso, ¿qué más decirte?
Me despido como (¿buena?) piraña, a la espera de nuevas carnadas. Un par de mordiscos y un abrazo fuerte.

Miguelángel Flores dijo...

Pues agusanado y todo, yo tiraría palante!! Total, si te come, habrá merecido la pena la conquista de ese archipiélago lunar.

BB dijo...

Un relato sugerente y hermoso. En lugar de sentirte un gusano esperando lo peor, lánzate, sin temor, que el pez grande se come al más chico y serás el único dueño de ese maravilloso archipiélago.

David Moreno (No Comments) dijo...

¿Pareidolia? juaz no lo había oído en mi vida!!
Ésta me gustó. Esperaremos las siguientes.

Un saludo indio
Mitakuye oyasin

Víctor dijo...

Veremos cuánto dura el empeño, Rosa. Gracias, por el comentario y por el consejo. Un abrazo.

Siempre tendrás un lugar en este blog, Caro. Lo sabes. Me sentaron bien tus mordiscos. Un abrazo.

Buen consejo, Miguelángel, pero a paso de gusano cuesta una burrada llegar a los sitios. Un abrazo.

No estaría nada mal naufragar solo en ese archipiélago, América. No importaría seguir siendo gusano. Un abrazo.

Hasta hace poco, David, yo tampoco. Eso, veremos las siguientes. Un abrazo.

Purificacion Menaya dijo...

El gusano tiene que lanzarse a la conquista, hay que obviar la ropa. Me gusto mucho este texto y cómo de una metáfora sugerida por un pedazo de ropa creas un mundo fantástico alrededor de esa mujer, en el que perderse.
Es muy sugerente y delicado. Y la foto me encanta, ¡menudo pedazo de piraña!
Besos

Víctor dijo...

El gusano hará lo que pueda, Puri, o lo que le dejen hacer esos peces. Gracias, me alegra que te gustara. Estos días voy experimentando cuatro cosillas en los textos, a ver cómo salen. Un abrazo.

Chastity dijo...

This is great!

Víctor dijo...

Thanks, Charisty, and welcome.